13/05/2018 MTBlog
Aitor Anguiano
Aitor Anguiano
Ruta Noroeste: A fuerte viento, buena cara

Hay ocasiones en las que la buena compañía puede transformar un día 'pestoso'' y 'feo' en una agradable jornada de ciclismo de montaña. Y hoy ha sido uno de ellos. Estamos a mediados de mayo pero el termómetro marcaba 4 'tristes' grados a primer hora de la mañana y el fuerte viento no ha dejado de acompañar durante toda la ruta. Además, 'engañaba' la climatología porque el día era soleado, despejado,...pero hacía 'rasca'. Pues nada, uno de esos en los que antes de salir no sabes si coger las chanclas o la bufanda. Un lío.

Total, que a las 8:30 nos hemos plantado en San Antón y tras una breve charla para decidir el recorrido junto a Manolo y Javier, hemos decidido cambiar la orientación habitual y poner rumbo noroeste hacia una ruta sin excesiva complicación que nos ha llevado por varias poblaciones de la provincia: Chillarón, Jábaga, Navalón, Fuentesclaras, Cólliga y Colliguilla. En total, alrededor de 55 kilómetros en los que la principal dificultad ha residido en el viento, casi toda la mañana de cara. (Eso de que a veces el viento te da a favor va camino de ser una leyenda urbana). 

El recorrido apenas tiene dificultad técnica. Es sencillo. Y en cuanto a dureza, aparte de la longitud, sólo resulta destacable la subida desde Fuentesclaras hasta el alto que nos lleva a Cabrejas. Eso sí, merece la pena destacar que el principal aliciente es la bajada desde Cabrejas hasta Cólliga. Una pasada. Es de esas bajadas tendidas. No es de esas con mucha pendiente que te obligan a 'clavar' frenos para no salirte en la primera curva. Es de esos descensos en los puedes dejar correr la bici todo lo que quieras, con un trazado sinuoso. Lo dicho, una gozada y muy, muy recomendable.

En cuanto a los caminos, son tipo "autovía". Muy anchos, con buen firme...por lo general. Hay varios tramos, principalmente la subida citada desde Fuentesclaras, en los que las lluvias han deteriorado mucho el camino, las roderas causadas por las lluvias están muy marcadas y hay que ir buzcando la trazada. Pero nada especialmente complicado. En esta ocasión, hemos iniciado la ruta subiendo a Casasola desde la Universidad y buscando el Alto de Enbid. Desde ahí, una bajada muy cómoda hasta Chillarón para enganchar con el camino de Jábaga disfrutando de paisajes eminentemente agrícolas con el cereal en plena fase de crecimiento.

Tras atravesar Jábaga, ponemos rumbo a Navalón ( echando pestes de un viento que no nos abandonará en toda la jornada) para continuar hasta Fuentesclaras. Tras llegar a la altura de la población, donde ya se puede ver que han llegado los 'veraneantes' como la golondrina o el abejaruco, comienza la fase más dura con la ascensión al alto que nos lleva a Cabrejas. Una vez almorzados (si se puede llamar así a comerte una barrita energética o un plátano con un trago de agua) seguimos camino hacia el Alto de Cabrejas, junto a la valla de una finca de caza en una gran parte del recorrido, Después de cruzar la N-400 y la autovía A-40 afrontamos la bajada a Cólliga, con cuidado de no desviarnos en los cruces del recorrido correcto. Desde allí, seguimos por camino agrícola hasta Colliguilla para cruzar el puente sobre la vía del AVE y llegar a la capital.

 

(ACCEDE DESDE AQUÍ A TODA LA INFORMACIÓN DE LA RUTA: TRACK, RECORRIDO, MAPAS,...)

 

 

 

Comentarios
comments powered by Disqus