08/04/2018 La Alacena y El Anaquel
Juan Clemente Gómez
Juan Clemente Gómez
El Anaquel del 8 de abril

INFANTIL

Vamos a la fiesta.-Guido van Genechten.-Editorial Edelvives

Un cangrejo se ha puesto triste, un caballito de mar tiene la nariz curva, un pez nada al revés y un búho guiña un ojo. Pero no es nada fácil encontrarlos entre sus amigos. A través de desafíos de observación, los niños aprenderán conceptos que utilizan en su vida diaria. En Vamos a la fiesta se hace especialmente énfasis en conceptos opuestos. (De 0 a 3 años)
  

 

 

 

La vida de los minihéroes.-Olivier Tallec .-Editorial Algar
Los minihéroes tienen una vida apasionante llena de desafíos, pero no todo es siempre genial. También se aburren, les entra el miedo o han de afrontar misiones especiales que preferirían rechazar, ¡como la de ordenar su habitación! Seguro que después de leer este libro te das cuenta de que conoces a más de un minihéroe...Título con estética de cómic que combina el tema de los superhéroes con reflexiones de los pequeños sobre cuestiones cotidianas y buenas dosis de humor e ironía.( A partir de 6 años)

 

 

Laura y el oso polar.-Vicente Muñoz Puelles.-Ilustraciones de Noemí Villamuza.-Editorial Anaya
Aquella noche fue un poco distinta. Hacía tanto calor que ninguno de los tres tenía ganas de hacer nada, y ni siquiera podían estar muy juntos, porque aún se acaloraban más. Mamá buscó un abanico para cada uno y empezaron a abanicarse unos a otros, hasta que les entró tanta risa que tuvieron que parar. Laura está muy preocupada por el calentamiento global; el aumento de las temperaturas puede acabar con el ecosistema de los osos polares. La niña tomará conciencia del impacto de la humanidad sobre el planeta e intentará hacer algo para ayudar a sus animales favoritos. Una explicación de las consecuencias del cambio climático para los más pequeños  (A partir de 7 años)

 

 

 


JUVENIL
Magia de ensueño.-
Khan  Joshua.-Editorial Océano.-Colección Gran Travesía
En un mundo gobernado por seis Grandes Casas de magia ancestral, una joven princesa hechicera y un valiente cazador inician un viaje de descubrimiento épico y peligroso… Lilith Sombra, princesa de las tinieblas y gobernante de Castillo Penumbra, ha comenzado su adiestramiento en las artes oscuras y la nigromancia junto al fantasma de su padre. Pero la paz está lejos de ser real en Gehenna, donde los habitantes son asediados por una multitud de muertos vivientes que se rehúsan a volver a sus sepulcros, y donde la gente de aldeas cercanas ha comenzado a desaparecer en circunstancias misteriosas.  Los reclamos del pueblo de Gehenna apuntan a su pequeña regente. Muchos están convencidos de que su uso de las artes mágicas —por tradición prohibido entre las mujeres de su linaje— es la causa de tantas penas… Pronto Lily y su querido amigo Thorn tendrán que ponerse en marcha para descubrir la verdad detrás de semejantes atrocidades, en una emocionante aventura que pondrá a prueba el valor, la justicia y la magia que habita en sus corazones.
Zombis, fantasmas, trols, arañas joya, un villano de corazón negro y un intrépido murciélago gigante son  solo algunas de las delicias imaginativas  que aguardan a los lectores que disfruten de las aventuras vertiginosas y los misterios espeluznantes. (A partir de 14 años)

 

 

ADULTOS
El diario de la convivencia en clase.-Juan Lucas Onieva.-Editorial Desclée de Brouwer
Más de 300 actividades para desarrollar la inteligencia interpersonal e intrapersonal.

El Diario de la Convivencia en Clase es un excelente recurso para el autoconocimiento y la prevención de conflictos entre iguales. Sus más de 300 actividades y juegos están dirigidos a estudiantes de primaria y pueden realizarse individualmente, por parejas, en pequeños grupos o toda la clase.
Tal y como afirma Ángel Pérez Gómez, es fundamental que en las escuelas se fomenten cualidades como aprender a vivir,  convivir, cooperar o aprender de los demás con respeto. Este diario quiere poner su granito de arena y se ha propuesto como objetivo ayudar a los jóvenes a conocerse mejor, a ser más comunicativos, creativos, sinceros y solidarios. Con su uso frecuente hemos comprobado que los estudiantes no solo aprenden a compartir sus emociones, sino también valores como la generosidad, el respeto, la paciencia, la solidaridad, el agradecimiento y la empatía.

Comentarios
comments powered by Disqus