18/05/2017

Incarlopsa recibe la autorización ambiental para una planta que producirá 77 toneladas de carne al día

La superficie donde se ubican las instalaciones es de 15.631 metros cuadrados, con una edificación construida de 3.839 metros cuadrados

Fotografía de archivo de Incarlopsa (Tarancón)

La Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural ha publicado este jueves en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha una resolución por la que otorga autorización ambiental integrada a una industria cárnica titularidad de la empresa Incarlopsa ubicada en el término municipal de Tarancón.

La industria cárnica que obtiene esta autorización se ubica en el polígono industrial Los Aliagares, en las parcelas 355 y 356, en el término municipal de Tarancón. La superficie donde se ubican las instalaciones es de 15.631 metros cuadrados, con una edificación construida de 3.839 metros cuadrados. La capacidad de producción de la planta es de 77,76 toneladas al día, contando con nueve líneas de producción. La parcela cuenta con una acometida desde la red municipal de suministro de agua potable.

El proceso desarrollado en las instalaciones consiste básicamente en el loncheado y envasado de carne fresca de porcino, ovino y vacuna, pudiéndose diferenciar las siguientes etapas: Recepción de materia prima (1); etapa de enfriamiento: un porcentaje elevado de la materia prima es sometida a un proceso de enfriamiento rápido a través de los denominados túneles de enfriamiento rápido automáticos (2); corte y envasado (3); etiquetado y paletización (4); y almacenamiento de producto acabado (5).

Para obtener la autorización, la empresa ha tenido que presentar un programa de vigilancia y prevención ambiental, en el que se recopilan diferentes aspectos como las medidas de control de efluentes, programas de mantenimientos o vigilancia del impacto acústico en la zona, entre otros.

En la autorización se establecen los controles y prohibiciones a la planta respecto al tratamiento, control y evacuación de vertidos para evitar que se produzcan contaminaciones del suelo, así como la protección de las aguas subterráneas.

Durante los tres primeros meses de cada año, la empresa elaborará un Informe Anual que establecerá un estudio completo de la evaluación de sus aspectos ambientales durante el ejercicio anual anterior, para ser remitido a la Viceconsejería de Medio Ambiente. En este deberán constar los resultados obtenidos en los diferentes controles que se le requieren a la empresa, como ruidos, residuos, emisiones a la atmósfera o vertidos, entre otros.

La resolución con la autorización está firmada por el viceconsejero de Medio Ambiente, Agapito Portillo.

Galería

comments powered by Disqus

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies