06/03/2019

El Cuenca deja encarrilado en Torrelavega su pase a la fase final de la Copa del Rey (30-36)

Tras una primera parte igualada los conquenses apretaron en defensa y en ataque en el segundo tiempo para conseguir una cómoda victoria

Cuenca vs Torrelavega

El Liberbank Cuenca deja encarrilada su clasificación para la fase final de la Copa del Rey tras conseguir una amplia victoria en Torrelavega por 30-36, renta que los conquenses tendrían que defender aparentemente sin problemas la semana que viene en El Sargal.

El  Cuenca llevó siempre la iniciativa en el marcador. Comenzó defendiendo bien, con un entonado Maciel y haciendo daño con los contragolpes de Hugo López. Sin embargo, los de Torrelavega se empezaron a sentir cómodos en el partido, arropados por una animosa afición y con Jorge Prieto cogiendo responsabilidades ofensivas.

Eskericic primero y Montoro después también hacían daño para un Cuenca que mandaban casi siempre con ventajas mínimas pero la intensidad defensiva era cada vez menor y los cántabros hacían gol con mucha facilidad. En este intercambio de goles los locales llegarían a ponerse por delante en el marcador, pero los de Lidio conseguían remontar justo antes del descanso y los visitantes se marchaban uno gol arriba (15-16).

En la segunda mitad Dutra cogieó la responsabilidad ofensiva y se jugaba prácticamente todos los balones que llegaban a sus manos. Sin embargo, seguía sin defender el conjunto conquense mientras que los cántabros cada vez estaban mejor en las labores de protección de su guardameta. El Torrelavega entraba por delante en el marcador cuando se cumplían los diez primeros minutos de la segunda mitad.

El Cuenca recuperó la iniciativa tras un siete metros parado por Kilian a Jorge Prieto y con un parcial de 0-4 conseguía la mejor renta del partido. El técnico del Torrelavega, como ya había hecho en la primera mitad, hacía un cambio completo de su equipo mediada esta segunda parte.

Los locales demostraron que saben mover la redonda y jugar bien al balonmano y conseguían acercarse en el marcador, pero los de Lidio Jiménez apretaron filas en defensa y frenaron la ofensiva cántabra con latigazos de la primera línea. Eskericic y Doldán ponían cinco goles de diferencia cuando el partido entraba en los últimos diez minutos.

El Liberbank Cuenca jugó con el tiempo y empezó a hacer ataques más largos. Continuó creciendo la ventaja a pesar del digno papel de Chema, tercer portero de los cántabros, que empujaron en el tramo final para intentar acortar distancias. Lidio pidió un tiempo muerto para evitar que los suyos se descentraran.

Galería

Promedio (0 Votos)
La valoración media es de 0.0 estrellas de 5.
comments powered by Disqus