21/11/2017
Balonmano

El Ciudad Encantada B logra un valioso empate contra el Herencia (20-20)

Destacaron las figuras de los jugadores locales Mateo y Limonero

El Ciudad Encantada B jugó su primer partido como local contra el rival con el que se jugará teóricamente el primer puesto de la liga, consiguiendo un valioso empate contra el Herencia (20-20). En el Sargal se encontraban alrededor de 150 personas entre aficionados de ambos equipos. Entre los asistentes al partido destacar la presencia de Lidio Jiménez, entrenador del primer equipo, y otros jugadores del primer equipo.

La primera parte del partido acabó con un resultado de 11-13 con el equipo conquense por debajo del marcador, recortando la distancia máxima que se dio en el partido de 3 goles por abajo. El papel de los árbitros en el partido fue trascendental señalando numerosos 7 metros y exclusiones.

En la segunda parte, el equipo local salió con una actitud más ofensiva en busca de la remontada llegando a empatar el partido a 16. En los últimos minutos, Cuenca se puso por delante del partido un final de partido muy reñido. La última jugada del partido, con el marcador de 20-20, Diego, el central del Ciudad Encantada, lanzó a portería con la mala suerte de encontrarse con el portero.

Destacaron las figuras de los jugadores locales Mateo, que mantuvo al equipo en el partido con sus lanzamientos desde el extremo y Limonero, el cual jugaba contra su equipo natal pero no pudo desplegar todo su pontencial.

Promedio (0 Votos)
La valoración media es de 0.0 estrellas de 5.
comments powered by Disqus