25/06/2019

El Centro de Orientación San Julián analiza el papel de los menores en procesos de separación y divorcio

Expertos en diferentes áreas participaron en la I Jornada de Concienciación en el Centro Cultural Aguirre

El Centro de Orientación Familiar San Julián ha organizado en el "Centro Cultural Aguirre", una Jornada de Concienciación que incluía una sesión técnica en la que intervinieron los miembros de la Unidad de Valoración Forense Integral del IML de Albacete, Cuenca y Guadalajara, Antonio Hidalgo Carballal, María Arántzazu García Rico y María José Ávila Zarco, y la Fiscal Jefe de la Fiscalía Provincial de Cuenca, Isabel Gómez López. Posteriormente tuvo lugar una sesión coloquio en la que también intervino el público.

En el transcurso del acto quedó constancia de que si la pareja en el proceso de divorcio o separación atraviesa crisis socioemocionales, al niño hay que sumarle que está en desarrollo y aún no posee las habilidades necesarias para afrontar la situación que está viviendo. No es raro escuchar que el menor tiene que llevar cargas muy pesadas sin tener las fuerzas para ello. Las consecuencias que puede tener una ruptura de pareja, afectando en un amplio espectro a las personas, a niveles tanto psicológicos como socioemocionales, afecta especialmente a un actor fundamental que apenas se tiene en cuenta: el niño. Si se hace es instrumentalizándolo como un medio para conseguir un fin.

Los expertos apuntaron que a todo esto hay añadir las tensiones internas que está viviendo: dónde se posiciona el niño, a un lado de la pareja, al otro, en una posición distante, … "El niño vive como un funambulista, suspendido en una cuerda a varios metros de altura intentando mantenerse en equilibrio y además si se cae no tiene ninguna red de seguridad. Y es en cierto modo esa red la que desde el proyecto de "El niño equilibrista" tenemos la vocación de tejer. Hemos sentido la necesidad y la urgencia de plantear un proyecto que acompañe a la familia, centrándonos en el niño, en este proceso vital".

"El niño equilibrista" nace de un análisis de la realidad del divorcio en nuestra sociedad. De la necesidad de acompañamiento en este sufrimiento concreto e individual que vive cada familia; un acompañamiento sin juzgar, sin culpar, de manera auténtica pensando en la "sagrada dignidad de cada vida". Los ponentes pusieron luz sobre el proceso de divorcio vivido en el juzgado, cuando ya los padres depositan la responsabilidad de organizar su familia en manos del juez y las implicaciones psicológicas, sociales, familiares y legales que tienen en el menor. La ocupación y preocupación de estos profesionales es proteger y defender los derechos del menor, entre los cuales se encuentra poder disfrutar del amor, compañía y educación recibida por parte del padre y de la madre, y de sus correspondientes familias extensas, de ambos, sin excluir a ninguno de ellos. Su exposición supuso un aldabonazo, además, sobre el papel que en estos procesos juegan los servicios sociales asistenciales: su implicación, su campo de actuación y su compromiso profesional y personal.

En la parte del coloquio intervinieron tanto profesionales vinculados directamente en el trabajo con estas situaciones con menores, como entidades y asociaciones privadas y públicas, manifestando todos ellos la importancia y la urgencia de centrar la atención en estos niños. 

Galería

Promedio (0 Votos)
La valoración media es de 0.0 estrellas de 5.
comments powered by Disqus