16/07/2018
Cuenca

Condenas de tres y cuatro años y medio de cárcel para los atracadores de una joyería de Cuenca en 2015

Los dos atracadores fueron interceptados por la Guardia Civil cuando huían, evitando que los ladrones se llevaran más de 150.000 euros en joyas

Robo joyas

La Audiencia Provincial de Cuenca ha confirmado las condenas de tres y cuatro años de cárcel para los dos autores de un atraco en una joyería de la capital en el año 2015, en el que estuvieron a punto de llevarse más de 150.000 euros en joyas.

De acuerdo con los hechos probados en la sentencia a la que ha tenido acceso Vocesdecuenca.es,  los hechos ocurrieron el 25 de julio de 2015. Los ladrones se desplazaron hasta el lugar del robo en un vehículo al que habían colocado placas de otra matrícula y llegaron sobre las diez de la mañana al establecimiento, que acababa de abrir sus puertas.

Los atracadores sujetaron a la empleada por las muñecas y la obligaron a bajar la cabeza para evitar cualquier contacto visual con los acusados, obligándole a ir a la trastienda diciéndole "ábrenos la puerta que nos vamos a llevar todo", apoderándose de una enorme cantidad de joyas, 6.000 euros en efectivo, así como del teléfono móvil de la trabajadora, tasado en  629,79 euros.

Tras ello, los acusados abandonaron el lugar dándose a la fuga en el vehículo antes indicado, siguiendo un recorrido que les llevó a Villar del Horno donde se deshicieron de la ropa usada en el atraco, se afeitaron para cambiar su aspecto físico y colocaron las placas de matrícula verdaderas del vehículo, ocultando parte del  botín obtenido.

Tras abandonar el lugar, los acusados fueron interceptados por una patrulla policial que halló en el interior del vehículo parte de las joyas sustraídas y 1.590 euros, si bien no lograron recuperarse efectos por valor de 16.357,4 euros. Según informó en su momento la Guardia Civil se recuperaron más de 150.000 euros en joyas.

Los acusados fueron detenidos y puestos en prisión provisional, permaneciendo el primero de ellos en dicha situación hasta el 17 de diciembre de 2015 y el segundo, ejecutoriamente condenado por  robo con fuerza en las cosas por un juzgado de Majadahonda,  hasta el 22 de febrero de 2016.

La Audiencia confirma la decisión del juzgado de lo Penal número 2 de Cuenca el 18 de mayo de 2017. Al primero de los acusados  se le condena a tres años de prisión por sendos delitos de robo con fuerza e intimidación (dos) y falsedad documental (uno), mientras que al segundo se le condena por los mismos delitos a cuatro años y medio, por concurrir el agravante de reincidencia. A ambos se les aplicó la circunstancia atenuante de reparación de daño. Este auto es firme y contra él no cabe recurso ordinario alguno.

Galería

Promedio (0 Votos)
La valoración media es de 0.0 estrellas de 5.
comments powered by Disqus