11/09/2017
Cuenca

Absueltos cinco acusados de la Operación Brutus tras declararse nulas las intervenciones telefónicas

Tras anularse las escuchas y las actuaciones relacionadas con un asalto en Valdepeñas, se ha condenado a dos de los acusados por un delito de robo con violencia en Cuenca mientras que otras cinco personas han sido absueltas de todos los delitos

Juzgados de la capital

El juzgado de lo Penal número 1 de Cuenca ha declarado nulas las intervenciones telefónicas a los acusados de la Operación Brutus y las actuaciones practicadas respecto a uno de los hechos de los que sea acusaban, un asalto a una vivienda en Valdepeñas. Tras estas decisiones se ha acordado absolver a cinco de los acusados de todos los hechos delictivos que motivaron la incoación de la causa y a la condena de dos de los acusados como coautores de un delito de robo con violencia y dos faltas de lesiones, con penas de cuatro años y tres años y seis meses el segundo.

Según la sentencia a la que ha tenido acceso Vocesdecuenca.es, la juez ha decidido no valorar como prueba los hechos enjuiciados para las transcripciones de las conversaciones de las intervenciones telefónicas realizadas a los acusados "por no ajustarse las mismas a las exigencias constitucionales". El texto dice que la "intervención telefónica se revelaba ya inicialmente inidónea, innecesaria y por lo tanto desproporcionada" para la comprobación de los hechos, que a su jucio "en modo alguno indiciarios de la existencia de un grupo criminal organizado, sino todo lo más de una pandilla callejera de amigos y/o conocidos implicados ellos mismos en la comisión de delitos de amenazas, lesiones, detención ilegal y robos con violencia, cuyo móvil común sería la disputa de unas plantas de marihuana, menos aún de un delito de tráfico de drogas que en el mismo oficio se reconoce que no ha podido ser totalmente comprobado".

La sentencia anula también por duplicidad de procesos otra de las partes del proceso que hacía referencia al asalto de Valdepeñas ya que el caso se ha expuesto paralelamente ante diferentes juzgados,  el de Instrucción de Cuenca y el  Penal de Ciudad Real después, siendo los procedimientos judiciales exactamente los mismos. En esta localidad ciudarrealeña unas personas entraron en un domicilio al grito de policía, portando uno de ellos una pistola mientras los otros registraban el domicilio.

Los dos condenados han resultado culpables de una agresión a dos personas con una barra extensible para llevarse unas plantas de marihuana y 20 euros que cogieron de las carteras de los agredidos.

Contra esta sentencia cabe recurso de apelación y la juez pide que se deduzca testimonio de los particulares contra dos de los testigos por si hubieran incurrido en falso testimonio. Uno de de estos testigos se retracto de sus declaraciones en la dependencias policiales y en el juzgado de instrucción, asegurando que un policia le obligó a decir que uno de los acusados había entrado en su casa apuntándole con una pistola. Este testigo declaró ante la juez que en aquella época era drogadicto, que padecía esquizofrenia y que entonces "no era personas". La juzgadora "intuye que pidieran concurrir las motivaciones de temor ante las posibles represalias".

Contra esta sentencia cabe recurso de apelación ante la Audiencia Provincial de cuenca.

Galería

Promedio (0 Votos)
La valoración media es de 0.0 estrellas de 5.
comments powered by Disqus